Jubilación anticipada involuntaria, ¿quién puede acogerse a ella? 

Para acogerse a la jubilación anticipada involuntaria, también conocida como forzosa, la persona debe haber cesado en el trabajo de manera no voluntaria, sin que se haya producido por una causa imputable a su voluntad.

jubilación anticipada involuntaria 2024

Para acogerse a la jubilación anticipada involuntaria, también conocida como forzosa, la persona debe haber cesado en el trabajo de manera no voluntaria, sin que se haya producido por una causa imputable a su voluntad.

¿Qué es la jubilación anticipada involuntaria?

Muchas personas se preguntan qué es la jubilación anticipada involuntaria, cómo se tiene que producir y bajo qué circunstancias. Lo primero que hay que saber es que, como su nombre indica, para acogerse a esta jubilación la persona debe haber cesado en el trabajo de forma no voluntaria. Pero, además, el interesado debe estar inscrito como demandante de empleo en las oficinas del SEPE al menos durante los seis meses anteriores a la fecha en la que la solicita.

Hay que tener en cuenta, además, que solo los trabajadores por cuenta ajena pueden cogerse a la jubilación anticipada involuntaria, ya que los trabajadores autónomos solo pueden acogerse a la jubilación anticipada voluntaria.

penalización jubilación anticipada involuntaria

Causas de jubilación anticipada involuntaria

Entre las causas de jubilación anticipada involuntaria que permiten acogerse a ella se encuentra el despido colectivo o ERE, y también el despido objetivo, que pueden darse cuando la empresa alega causas económicas, organizativas, técnicas o de producción. 

También puede darse una extinción del contrato de trabajo por fuerza mayor o por resolución judicial, así como por el fallecimiento del empresario o porque se haya visto sujeto a una situación de incapacidad. 

Si una mujer ha sufrido violencia de género y esto ha sido la causa de tener que dejar su trabajo también puede solicitarla. Y dentro de las causas de la jubilación anticipada involuntaria 2024 también se dan otras circunstancias, como el caso de trabajadores despedidos por rechazar un traslado que implique un cambio de residencia o que se les haya despedido tras una modificación sustancial de sus condiciones de trabajo. 

Por último, también pueden acogerse a ella los trabajadores que hayan abandonado supuesto por una causa justa, como puede ser una modificación en sus condiciones que se traduzca en un menoscabo a su dignidad, la falta de pago o retrasos continuados por parte del empleador, o cualquier incumplimiento grave de las obligaciones del empresario salvo supuestos de causa mayor.

Coeficientes reductores en la jubilación anticipada involuntaria

Una de las preocupaciones de quienes se están planteando esta opción es saber cuánto te quitan por jubilación anticipada involuntaria, ya que puede marcar tu calidad de vida. Para calcular la pensión por jubilación anticipada involuntaria se aplican a la pensión teórica que le correspondería al interesado a la edad ordinaria unos coeficientes reductores de jubilación anticipada involuntaria de carácter mensual, en función de los meses de adelanto respecto a la edad de jubilación y del periodo de cotización total acumulado.

Conviene consultar la tabla de penalización por jubilación anticipada involuntaria para determinar los coeficientes reductores mensuales, que se sitúan entre un mínimo del 0,50% de reducción en caso de un mes de adelanto y haber cotizado 44 años y seis meses o más, hasta un 30% por un adelanto de 4 años siempre que se haya cotizado menos de 38 años y seis meses. 

Además, también hay que tener en cuenta la penalización por jubilación anticipada obligatoria en los casos de personas con pensión teórica superior a la pensión máxima o quienes acceden a la jubilación forzosa tras la percepción del subsidio por desempleo.

Requisitos para acceder a la jubilación anticipada involuntaria

Entre los requisitos de la jubilación anticipada involuntaria está la edad de acceso, ya que solo es posible acceder a ella hasta 4 años antes de la edad legal de jubilación obligatoria. Es decir, en 2024 solo podrá solicitarse a partir de los 62 años y 6 meses si la persona tiene menos de 38 años cotizados, o a partir de los 61 años si ha cotizado más de 28 años. 

En estos casos, no existen bonificaciones de edad por realización de actividades penosas, peligrosas, tóxicas o insalubres, y por contar con una discapacidad superior al 45% o al 65%. Además, el interesado debe haber cotizado al menos 33 años, de los cuales dos deberán estar comprendidos en los 15 años anteriores al hecho que causa la petición. 

Antes de plantearse una jubilación anticipada involuntaria conviene tener claro a qué edad te puedes jubilar. Y para hacer frente a la jubilación en las mejores condiciones, lo mejor es optar por un plan de pensiones ajustado a tu edad, adaptado al paso del tiempo y con la mayor rentabilidad. 

Deja un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *