‘E-commerce’ para pymes, el mejor aliado ante una reconversión obligada

El de las pequeñas empresas, uno de los sectores más golpeados por la crisis de la covid-19, ha tenido que afrontar una reorganización de su modelo, encontrando una salida en la venta por internet. La puesta en marcha de un comercio electrónico propio, sin recurrir a ‘marketplace’, requiere de unos pasos básicos: habilitar un canal de ven-ta, garantizar la seguridad y asegurar los envíos.

reconversión de PYMEs

Una de las imágenes más repetidas en la emblemática calle Gran Vía de Madrid antes de la llegada del coronavirus eran las filas interminables en la acera de su número 32. Allí se ubica la tienda más grande de España de uno de los gigantes del sector textil a nivel mundial, Primark. La cadena irlandesa rompía registros de facturación con un sistema de ventas restringido al comercio físico hasta que la llegada de la covid-19 la frenó en seco: pasó de facturar 744 millones de euros en ventas cada mes a quedarse a cero. En una situación similar se han visto la gran mayoría de las pequeñas y medianas empresas (pymes) españolas, uno de los sectores más afectados por la crisis de la covid-19 y de los que menos habían apostado por la transformación digital. Según datos del Instituto Nacional de Estadística, en un informe publicado en octubre de 2019, solo el 5,81% de las empresas con menos de 10 empleados vendía por internet, un registro que aumentaba al 20% entre las compañías que contaban con más de una decena de trabajadores en su plantilla.

Según el INE, en octubre solo el 5,81% de las empresas con menos de 10 empleados vendía por internet, 20% entre las compañías con más de 20 trabajadores

Reconversión contrarreloj

La llegada del coronavirus les ha llevado a realizar una reconversión a la carrera de su modelo de negocio. El confinamiento y el cierre obligatorio y total de muchos comercios durante meses, y las aperturas progresivas con aforo limitado que se afrontan a corto plazo, ha acelerado la digitalización de muchas pymes, que han encontrado en el comercio electrónico al mejor de sus aliados. “Lo que antes era una oportunidad, ahora se ha convertido en una necesidad urgente”, asegura Javier Castro, CEO de BeeDIGITAL, compañía especialista en soluciones digitales para empresas. “Para muchos negocios, internet es la única vía de contacto con clientes y el canal para seguir desarrollando su actividad empresarial. En un mes hemos avanzado más que en años”, comenta.

Seguros para salvaguardar tu empresa

Hay diferentes opciones para proteger el negocio comercios y las pymes mediante seguros. Es el caso del seguro Caser Comercio Connect y otros más específicos como Caser Cyber Protección o Caser Ciber Seguridad Plus, enfocados a garantizar la seguridad ante los peligros de la red.

Caser Comercio Connect está dirigido a las pymes que cuenten con una tienda física o naves propias, a las que proporciona un seguro completo con protección total que les garantiza coberturas imprescindibles, como robos, incendios, daños por agua o Responsabilidad Civil y, también, protección digital en materia de ciberseguridad. Para aquellas que, además, quieran reforzar su seguridad online o para las que solo tengan actividad en este medio, Caser dispone de dos opciones:

Caser Cyber Protección, una póliza que protege los sistemas informáticos de la pyme: incluye un conjunto de actuaciones dirigidas a la prevención y contención de los cyber riesgos y, en caso de siniestro, ofrece la cobertura necesaria para gestionar el incidente de una manera rápida y eficaz.

Caser Ciber Seguridad Plus, que ofrece también protección frente a los peligros de la red, añadiendo un extra de tranquilidad y evitando la paralización del negocio: cubre los costes de recuperación y reparación de datos dañados, perdidos o destruidos por fallos de seguridad y las pérdidas financieras y gastos generados por una amenaza de extorsión cibernética. Garantiza el reembolso de las pérdidas de beneficios durante la interrupción del sistema por fallos informáticos, así como las perdidas ocasionas por un uso fraudulento o ilícito de la identidad digital de la empresa.

Lo primero, una catapulta de venta

El primer paso que requiere el e-commerce es habilitar una plataforma de venta. En este punto, las pequeñas empresas se encuentran con dos opciones principales: vender por un canal propio o recurrir a un marketplace. Ambas opciones son complementarias, algo que, para muchos, resulta beneficioso para las empresas. “Es vital que emprendedores, startups y pymes inviertan en un comercio electrónico propio, algo que no es excluyente con tener acuerdos con las grandes plataformas de distribución online o Marketplace”, opina José Manuel Bonilla Gavilanes, consultor de estrategia y gestión del cambio. “Diría más: es totalmente complementario y recomendable”.

Convertir pyme en e-commerce

La venta a través de un canal personalizado conlleva disponer de una página web e integrar en ella una nueva funcionalidad de compra online a través de distintas plataformas, como son Jimdo, Ecwid, Shopify, WooCommerce, Magento, Squarespace o Prestashop. Es la opción más compleja y su puesta en marcha dependerá del tiempo y los recursos que maneje la empresa. El tiempo de implementación y los costes oscilan:

  • De tres a siete días y de 6 a 25 euros de las plataformas más sencillas, que también proveen de un hosting o alojamiento web.
  • Varios meses y una inversión de 2.000 a 20.000 euros más el hosting mensual en las alternativas más complejas.

Después, las compañías tendrán que definir:

  • Los métodos de pago, con diversas opciones: tarjetas de crédito o débito, PayPal, transferencias o contrarrembolso, entre otros.
  • Las opciones de envío, contratando el servicio con una empresa de mensajería.
  • Una buena estructura para garantizar tanto su propia seguridad como la del cliente.

En este sentido, las empresas han de cumplir con el PCI-Compliance, un conjunto de normas para proteger los datos del cliente cuando compra un producto en una tienda online; tienen que verificar que los métodos de pago cuenten con el certificado de seguridad y mantener el software actualizado.

El ‘marketplace’, otra opción

Las empresas que no quieran afrontar este proceso pueden recurrir al uso de un ecosistema propio (marketplace) como son eBay, Etsy o Amazon. Se trata de una opción rápida y sencilla que aumenta la visibilidad y evita riesgos, y que se puede habilitar en cuestión de minutos: basta con subir los productos y empezar a gestionar pedidos y ventas. Esta opción no requiere de ninguna plataforma de pago ni ninguna gestión de envío por parte del vendedor, pero, a cambio, conlleva una comisión para el tercero.

Deja un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Para ofrecerte una experiencia personalizada y algunas funcionalidades de nuestro sitio web, usamos cookies. Estas cookies nos permiten mejorar nuestra web día a día mediante una analítica avanzada. Para más información, consulta nuestra "política de cookies". Al hacer clic en el botón aceptas la utilización de cookies.

Opciones de Privacidad

Cuando visite nuestro sitio web, utilizaremos cookies para asegurarnos de que puede disfrutar al máximo de la experiencia. Estas cookies pueden contener información sobre el usuario, sus preferencias o su dispositivo. Normalmente dicha información no permite identificarle directamente, sino que está pensada para que pueda disfrutar de una experiencia de navegación más personalizada. Como respetamos su derecho a la privacidad, le ofrecemos la posibilidad de modificar los ajustes predeterminados. Sin embargo, el bloqueo de determinados tipos de cookies puede perjudicar su navegación por el sitio y los servicios que podemos ofrecer. Si desea más información sobre cómo procesamos sus datos personales, consulte nuestra página informativa "política de cookies".

Advertencia: Necesitamos utilizar una cookie para recordar los ajustes que ha realizado en nuestro administrador de privacidad de cookies. Si borra todas sus cookies deberá volver a actualizar sus preferencias en nuestro sitio, si utiliza un dispositivo o un navegador distinto deberá volver a indicarnos sus preferencias.