Lugares donde podemos entrar con nuestro perro según la nueva ley

Uno de los aspectos que regula la nueva Ley de Bienestar Animal es dónde pueden entrar los perros y los espacios en los cuales no se les permite el acceso, algo muy esperado por las personas que consideran a sus animales uno más de su familia. Una de sus reivindicaciones históricas es poder acceder con los perros a determinados lugares públicos.

pueden entrar los perros en los centros comerciales

Uno de los aspectos que regula la nueva Ley de Bienestar Animal es dónde pueden entrar los perros y los espacios en los cuales no se les permite el acceso, algo muy esperado por las personas que consideran a sus animales uno más de su familia. Una de sus reivindicaciones históricas es poder acceder con los perros a determinados lugares públicos.

Espacios púbicos donde pueden entrar los perros: casos y condiciones

El artículo 29 de la nueva Ley de Bienestar Animal, en su punto 2, regula aquellos lugares donde pueden entrar los perros. La normativa determina que existen espacios públicos en donde nuestras mascotas son bienvenidas, pero siempre en determinados casos y bajo ciertas condiciones. 

Bares y restaurantes

La nueva normativa establece que los perros pueden pasar a establecimientos privados en los que se consuman bebidas y comidas, dando una respuesta a quien se pregunta si pueden los perros entrar en los bares y restaurantes. Sin embargo, aunque la normativa facilita la entrada de mascotas a estos establecimientos, se señala que será posible hacerlo siempre que no exista una normativa específica que lo impida

Además, se establece que se puede entrar con perros en restaurantes y bares, siempre que no accedan a zonas destinadas a la elaboración, almacenamiento o manipulación de los alimentos. Y como último punto, los responsables del negocio pueden tomar la decisión de prohibir el paso de mascotas, y en ese caso deben indicarlo en la parte exterior del negocio. 

Centros comerciales

Otra duda frecuente es si pueden entrar los perros en los centros comerciales. En principio, la ley establece que se puede acceder con perros a establecimientos públicos, pero siempre que no constituyan un riesgo para las personas, otros animales y cosas. De igual manera, si los propietarios deciden que no está permitido el paso con mascotas, se debe especificarlo en el exterior, con una señal clara y visible. 

Transporte público

En el caso de los perros en el transporte público y privado, el artículo 29, en su punto 1, establece que se permite el paso, siempre que la mascota no sea un riesgo. En este sentido, la ley establece como obligatorio contar con un seguro para perros con cobertura de responsabilidad civil para todo tipo de mascotas.

La normativa también indica que, en este caso, prevalecerá lo que indiquen las normativas sobre salud pública, así como las ordenanzas municipales. Y en cuanto a los conductores de taxi y otros vehículos con conductor, se añade que deberán facilitar la entrada de animales salvo causas justificadas. Por su parte, en los trenes, barcos y aviones, las compañías deben garantizar el transporte de animales siempre que se cumplan las condiciones de seguridad y condiciones higiénico-sanitarias marcadas por el operador y la normativa.

donde pueden entrar los perros

¿Dónde no podemos entrar con nuestra mascota?

La nueva Ley de Bienestar Animal indica dónde pueden entrar los perros, pero también dónde no podemos acceder con nuestras mascotas. Por eso matiza que debe tenerse la normativa sobre salud pública o la normativa específica de ciertos lugares, lo que daría respuesta a si puede entrar un perro en un hospital o una farmacia.

Farmacias y hospitales

Las farmacias y hospitales, al ser establecimientos sanitarios, cuentan con una normativa específica que regula la entrada de animales y que es de obligada aplicación, por lo que la entrada con los perros no está permitida

Hay que tener en cuenta que, aunque no pueden entrar perros en farmacias, podemos dejar a nuestro animal atado en el exterior siempre que no lo perdamos de vista. Dejar al perro atado en la calle sin supervisión es motivo de sanción leve, según la nueva normativa. 

Sanción por acceder con nuestro perro a estos espacios

La Ley de Bienestar Animal no solo establece dónde pueden entrar los perros, sino también las multas que conlleva no cumplir con la normativa. Unas sanciones que varían en función del tipo de infracción. 

Una sanción leve se refiere al incumplimiento de las prohibiciones y obligaciones, y puede conllevar una multa de entre 500 y 10.000 euros, si bien es cierto que para que las personas vayan acostumbrándose a los condicionantes de la nueva normativa, las Administraciones encargadas de poner las sanciones podrían ir avisando gradualmente a los ciudadanos de la prohibición hasta que se considere que existe un conocimiento suficiente y generalizado de lo que dicta la nueva Ley de Protección Animal.

Deja un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *